lunes, 8 de septiembre de 2014

5 días...





Aquí tenéis los 5 primeros días de la formación de un ser humano. Se puede ver claramente que todo sigue un proceso mecánico natural (y que sólo participan las leyes físicas y nada externo a ellas).

Se puede ver en este vídeo, desde la primera división (tras la fertilización), hasta el momento en que se forma el blastocisto. Y todo este proceso, que se puede observar empíricamente, es totalmente mecánico y espontáneo. De continuar la grabación durante 9 meses (si fuese técnicamente posible), se vería por entero el proceso natural de la formación de un ser humano:


Y la pregunta es: ¿hay cabida viendo estas imágenes para algún tipo de emergentismo (o para su hermano de leche, el animismo)?

Me explico: Yo creo evidente que, cualquier cosa que SURJA de esta espontánea división celular que podemos observar "in vivo", NECESARIAMENTE se va a poder SIEMPRE REDUCIR a dicho proceso mecánico. En caso contrario, en algún punto del proceso de división celular, esa cualidad mágica o esotérica que emergiera debería verse imbuida o implantada en el sistema. Se puede comprobar, sin embargo, que no hay tal ruptura del proceso natural; ergo no puede emerger o aparecer sin causa aparente nada "especial" que no se pueda REDUCIR al propio proceso de división celular.

Valga, por ejemplo, la cualidad más ampliamente utilizada como ejemplo de cualidad irreductible a la física intrínseca al proceso de creación: la conducta del hombre. Si la razón, la ética o cualquier otra cualidad o conducta humana no pudiese ser reducida explicativamente a sus componentes inferiores, habría que dar una clara explicación sobre en qué momento ese "algo más" que impide la reducción ha sido implantado en el ser.

Porque, si la razón es algo más que billones de células interactuando eléctrica y químicamente (como la ciencia parece mostrar); y si creemos que no bastan las leyes de la física para dar cuenta de nuestra conducta compleja, habrá que explicar por qué no nos vale esa explicación reduccionista (es decir; habrá que indicar qué le falta al reduccionismo como teoría explicativa completa), y habrá también que ofrecer una alternativa o complemento al reduccionismo, que sea contrastable empíricamente y lógicamente consistente; y, sin embargo, ningún "emergentista" es capaz de hacer ni una cosa ni la otra: se limitan a patalear en la negación reduccionista de la manera más vehemente.

En realidad, cualquier definición de emergencia o apariencia no reductible, es, como mucho, sólo una herramienta "útil" que nos facilita a veces nuestra comprensión del hombre; pero no pasa de ser un constructo INVENTADO por la mente humana: lo real es lo que muestra ese vídeo: TODO lo humano es consecuencia de (y por lo tanto reductible a) un proceso físico espontáneo y totalmente natural.

¡Un saludo, amigos!


No hay comentarios:

Publicar un comentario